Venezuela sufre interrupciones en la producción de petróleo

abril 21, 2016 7:05 am

Los problemas económicos y políticos de Venezuela restringirán la producción de petróleo de este miembro de la OPEP, sumándose a una creciente lista de interrupciones en el suministro que están contribuyendo a impulsar los precios mundiales del crudo.

Los analistas piensan que la escasez crónica de energía en el país pronto podría afectar a la industria del petróleo, cuya producción este año se reduciría en una cifra de 100,000 a 200,000 barriles por día.

Los niveles peligrosamente bajos de agua en el enorme embalse de Guri en Venezuela — el cual genera más de un tercio de la electricidad del país — también podrían obligar al país a cerrar el sitio para evitar daños en las turbinas, lo cual probablemente afectará la producción de petróleo y podría obligar a las autoridades a redirigir parte de las exportaciones de petróleo hacia los suministros de electricidad y los grupos electrógenos.

La semana pasada los niveles de agua en la presa eran de 243 metros, siendo 240 metros el nivel límite. Con el fin de ahorrar electricidad, el presidente Nicolás Maduro revocó recientemente un cambio de horario de media hora que había sido una política distintiva los 14 años durante los que su antecesor Hugo Chávez ocupó el poder.

“Debemos tener en cuenta que Venezuela está a menos de 20 días de una interrupción grave de la producción de energía”, escribió recientemente en un informe Olivier Jakob, de Petromatrix, una consultoría con sede en Suiza. “La producción de crudo y sus derivados podrían verse afectada negativamente y el país podría tener que aumentar las importaciones de productos petrolíferos para los grupos electrógenos”.

Están aumentando las interrupciones imprevistas de la producción entre los miembros de la OPEP, y los precios del petróleo rondan los US$40 por barril. Una huelga de trabajadores en Kuwait y un incendio en un oleoducto en Nigeria se han sumado a las alteraciones que, según estiman los analistas, son de aproximadamente 2.8 millones de barriles por día, el nivel más alto en casi dos años.

Los problemas de suministro han servido de poderoso sostén para el precio del petróleo después de que algunos de los mayores productores de petróleo del mundo no lograron llegar a un consenso para congelar la producción, un acuerdo que Venezuela ayudó a llevar a la mesa de negociación con la intención de fortalecer sus finanzas.

El ministro de Petróleo del país, Eulogio del Pino, ha culpado a Arabia Saudita del fracaso de las negociaciones, afirmando que su delegación “no tiene autoridad para decidir sobre nada”, pues tenían instrucciones estrictas de Riad de no ceder en lo absoluto ante Irán, otro miembro de la OPEP.

La producción de crudo en Venezuela, la cual cuenta con las mayores reservas de petróleo del mundo, según el BP Statistical Review, ya está disminuyendo.

Según el informe de la OPEP de marzo, la producción de petróleo de Venezuela se redujo hasta los 2.52 millones de barriles por día en febrero de 2016, frente a los 2.59 millones de barriles por día en diciembre de 2015. La producción media en 2015 fue de 2.65 millones de barriles por día, por debajo de los 2.68 millones de barriles por día en 2014.

Mientras que la escasez crónica de energía puede aumentar el consumo doméstico de combustibles como el diésel, el racionamiento de electricidad probablemente impacte la producción de petróleo, dice Francisco Monaldi, un experto venezolano en energía quien trabaja en el Instituto Baker de Políticas Públicas con sede en Houston.

El Sr. Monaldi estima que la falta de inversión, infraestructura inadecuada y un decreciente flujo de caja pueden reducir la producción de petróleo en 100,000 a 200,000 barriles por día en un año. Los analistas de IPD Latin America consideran que probablemente la producción venezolana caiga de los 2.78 millones de barriles por día alcanzados el año pasado a un estimado de 2.62 millones de barriles por día en 2016.

La semana pasada, Schlumberger, la compañía estadounidense de servicios petroleros, anunció que reduciría algunas de sus actividades en Venezuela, y mencionó pagos insuficientes “recibidos en los últimos trimestres”.

La consultoría de energía FGE estima que la salida de Schlumberger de Venezuela, “podría provocar que la producción en diciembre disminuya en aproximadamente 150,000 barriles por día en términos interanuales”.

Fuente

Categoría: ,